Cómo calcular el ahorro de la luz con las nuevas tarifas

como calcular el ahorro de la luz con las nuevas tarifas

La nueva tarifa horaria de la luz establece un nuevo escenario que es importante conocer para poder ahorrar en nuestra factura de la electricidad. Este nuevo sistema se basa en pagar en función de lo que se consuma cada hora y del coste de la electricidad en cada momento. La factura se calcula en función del consumo que se realice cada hora y del precio que marque en esa hora. El precio de la luz lo establece el mercado mayorista de la electricidad, conocido como “pool”.

Lo primero de todo para poder acceder a esta nueva tarifa es tener un contador inteligente. Todavía no todas las viviendas tienen instalado un contador inteligente, aunque el objetivo es que en los próximos años solo haya instalados este tipo de contadores. Para conocer si nuestro contador es de este tipo podemos consultarlo contactando con la comercializadora de electricidad que tenemos contratada, en nuestra factura de la luz o revisando el cuadro de contadores. Las instalaciones que tengan el contador tradicional pagarán por su consumo un precio medio ponderado del mercado durante un periodo determinado.

¿Cómo puedo conocer el precio de la luz en cada momento? Para saber el precio de la electricidad la empresa Red Eléctrica Española (REE) publica en su web, con un día de antelación, los precios de la luz en cada hora del día. Además de esta página web también existen aplicaciones móviles para conocer los precios como Luz + Precio o Precio de la Luz.

¿Cuándo es la luz más barata? Lo normal es que el mercado mayorista de electricidad marque los precios más bajos cuando haya menos demanda. Generalmente las horas de menos demanda de luz son desde medianoche hasta mediodía, siendo las horas de mayor consumo por la tarde y por la noche hasta las once de la noche.

¿Qué tarifa me interesa más? En la nueva tarifa por horas existen a su vez distintas modalidades. La tarifa nocturna (conocida como Eficiencia 2 periodos) es muy distinta entre el día y la noche. La tarifa general (conocida como Tarifa por defecto) es similar durante toda la jornada y no tiene bajadas de precio a lo largo del día o de la noche.

Para aquellas personas que no les interese esta nueva tarificación de la luz pueden optar por contratar un precio fijo por kilovatio para un año completo u otro tipo de contrato pactado con la comercializadora de electricidad.

Para calcular el ahorro de la luz es muy útil el simulador de la factura de electricidad que está en la web de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC). En esta web se puede calcular la factura de la luz tanto si se tiene un contador inteligente como si se tiene un contador tradicional.

De cara al ahorro en la luz en el 2016 se ha aprobado desde el Gobierno una revisión de los peajes de acceso de la energía eléctrica. Esto implica una reducción del 2,8% del coste de la luz comparando enero del 2016 con enero del 2015. Es importante tener en cuenta que en los últimos 12 meses el precio de la luz ha aumentado un 16%.

Además de las nuevas tarifas para ahorrar luz es necesario cambiar nuestros hábitos y revisar los servicios contratados. Controlar el uso de la luz, tener electrodomésticos con etiqueta energética A+++, usar bombillas LED, ajustar la potencia contratada y comparar precios de distintas comercializadoras son las mejores formas de ahorrar en la factura de la luz.

Qué son las subastas de luz y gas

subastas_luz_gas

 

¿Qué es la subasta inversa?
La subasta inversa es una estrategia que utilizan muchas empresas en la actualidad. En una subasta normal el vendedor ofrece un artículo en una venta mediante una subasta y los compradores van ofreciendo dinero hasta llegar a un máximo que ellos mismos determinan al no apostar nadie más una cantidad superior a la última. Y, el bien o el servicios será para el último apostante. En una subasta inversa, en cambio, es el comprador el que presenta el bien o servicio que necesita y son los vendedores los que le ofrecen sus servicios o productos y los precios más competitivos de estos, para que el comprador elija de las mejores ofertas ofrecidas. Es decir, la oferta más baja gana.

subastas_luz_gas

Subastas inversas con compañías energéticas
En la actualidad muchas empresas negocian con las compañías energéticas subastas de luz y gas para que los consumidores individuales o las pymes ahorren en sus facturas de luz.

Como comentábamos antes, la subasta inversa o compra colectiva es un proceso en el que un grupo de usuarios se interesan por el servicio, en este caso en el suministro eléctrico, y mediante un intermediario, los proveedores pujan para ofrecer la mejor oferta. Una vez finalice el proceso el intermediario informa de la oferta ganadora y de la compañía que la haya ofrecida, y los usuarios deciden si acogerse a ella o no.

Características de las subastas:
La inscripción de los usuarios es gratuita
No conlleva ningún compromiso de contratar la oferta ganadora
Parece ser que se consigue un ahorro significativo
La calidad del suministro no disminuye ni las condiciones de los contratos son diferentes que los normales
Estas son las principales ventajas que se han dado a conocer por las subastas hasta el día de hoy realizadas.

¿Se consigue ahorro por parte de los consumidores?
Parece ser que los estudios y análisis de los efectos de la subaste energética muestran importantes ahorros tanto para pymes como para ciudadanos. Para las pymes se ha comentado que el ahorro  alcanzará el 20% y/o 30% respecto al consumo anterior. Efectivamente, puede suponer una gran ayuda a pymes que pagan elevadas cantidades por su consumo energético.
Para una familia el ahorro quizás no sea tan significativo, pero puede venir muy bien a las familias que realicen gastos en luz y gas elevados.

¿Le conviene a la compañía energética la subasta inversa?
La compañía que se comprometa con los usuarios y decida ofrecer la oferta más baja gana clientes y además gana el prestigio de ser una de las comercializadoras con más responsabilidad social.