Consejos de ahorro para septiembre

seguros_repatriación

 

Otro año más ya está aquí la cuesta de septiembre, este mes supone el peor enemigo de nuestros bolsillos. Septiembre siempre vuelve lleno de gastos que hay que intentar afrontar de la mejor forma posible.
Habitualmente nos referimos al mes de enero como el mes de la cuesta económica más compleja, sin embargo, si lo analizamos fríamente, es muy probable que la cuesta de septiembre sea la que acumula más gastos y tener que hacer frente a los gastos del verano, los gastos de la vuelta al cole, y al final tampoco existe tanta diferencia entre ambos meses del año.
Lógicamente los gastos específicos en este mes de septiembre no es lo mismo para todas las economías domésticas. Ya que quienes no hayan disfrutado de las vacaciones el gasto será menor, o para quienes no tienen que asumir los gastos de la vuelta al cole.

 

seguros_repatriación

 

Sin embargo, septiembre es un mes complicado en el que merece la pena llevar a cabo algunas recomendaciones para revisar nuestra economía y, sobre todo, sobrellevar el mes de la mejor manera posible.
Es bastante habitual que en septiembre se incremente el gasto familiar y se vayan acumulando los pagos en esta parte del año, debido a los gastos “extra” que surgen en este mes como ya comentamos anteriormente.

A continuación damos una serie de consejos para que sea más llevadero este mes de septiembre sin que tu bolsillo se resienta:
El primer paso será elaborar un presupuesto.
Establecer qué vamos a comprar.
Tener un consumo razonable de luz, agua, gas y teléfono.
No abusar de las tarjetas de crédito.

Una manera de poder incrementar tus ingresos en este mes es contratar una cuenta bancaria o un depósito, de la que poder obtener una rentabilidad.
No abusar tampoco de los créditos personales o rápidos.
Intentar evitar el consumo irreflexivo y los caprichos.

Reducir en los gastos de ADSL y teléfono. Probablemente estés pagando de más por tu conexión a internet y teléfono fijo. Compara precios y servicios de otras compañías.
Para la vuelta al cole de los niños es recomendable comparar los precios de varios sitios, primando el uso de ropa de calidad, pero de marcas poco conocidas o aprovechar los descuentos que se ofrecen en la compra de libros en determinadas librerías o centros comerciales.
Siguiendo esta serie de recomendaciones, al menos se puede conseguir un menor gasto menor hasta que se vaya estabilizando en meses posteriores los gastos.