Consejos para gastar menos en las compras diarias

ahorrar-compras-diarias

 

Si lo que estás pensando es en cómo reducir el presupuesto familiar o el dinero que se destina en tu hogar a las compras diarias, en este post te enseñaremos algún truco para poder conseguir tu objetivo.
Porque ahorrar en las compras diarias puede convertirse en un reto, ya que los precios actualmente en el ámbito de la alimentación han aumentado considerablemente.

Aprender a gastar menos se ha convertido en una tarea habitual en la mayoría de las familias de hoy en día. Ya que poder llegar a fin de mes y llenar la cesta de la compra es realmente complejo.
A veces puede resultarnos bastante complicado intentar evitar la compra de ciertos productos, ya que continuamente nos están bombardeando con publicidad con la intención de crearnos unas necesidades de consumo.
Ya sabemos que vivimos inmersos en una sociedad de consumo y quizás no somos realmente conscientes de lo que es estrictamente necesario para vivir y lo que no.

ahorrar-compras-diarias

A todos nos resulta bastante gratificante el hacer la compra y poder elegir entre un gran número de variedades de productos y de marcas, pero el comprar todo lo que se nos presenta por los ojos sin hacer una reflexión previamente de si es realmente necesario puede ser bastante peligroso para nuestro bolsillo.
Seguramente habrá una serie de gastos inexcusables, pero habrá muchos otros que puedes prescindir de ellos o puedes optar por otro producto mucho más económico.

Estos son algunos consejos que puedes seguir para ahorrar todo lo posible en las compras diarias.
Intenta evitar comprar los productos que puedas conseguir de forma gratuita, como puede ser: libros o revistas que seguramente puedes tomar prestados en las bibliotecas, las llamadas de teléfono a larga distancia, en este caso puedes utilizar Skype, etc.

Nunca te dejes llevar por la publicidad: el principal objetivo de las marcas es hacernos consumir más y por lo tanto gastar más dinero. Siempre puedes optar por las marcas blancas de muchos productos y conseguir prácticamente el mismo producto a un precio bastante inferior.

Buscar siempre promociones, ofertas y descuentos: es importante que no realicemos la compra de todos nuestros productos en el mismo establecimiento, debemos comparar las ofertas de varios comercios antes de comprar. Normalmente todos los comercios y grandes superficies sacan ofertas diarias de multitud de productos.

Crear una lista de la compra: resulta fundamental antes de ir a la compra diaria realizar una lista con los productos estrictamente necesarios, sino caeremos en la tentación de comprar otras cosas que no necesitamos.

Disminuir el gasto en transporte: este se trata de unos de los gastos diarios más importantes en la gran mayoría de las familias. Siempre puedes optar por algunos de los bonos transporte que se ofertan en la mayoría de las redes de transportes de las ciudades, ya sea el autobús, metro, etc.

Trucos para ahorrar en nochevieja

ahorrar_nochevieja

 

La Navidad ya está aquí, las luces de los escaparates, los anuncios de Lotería y los turrones en los estantes de las grandes ya nos recuerdan que es hora de comenzar a consumir.
Ya es más que sabido que las festividades del mes de diciembre hacen que las familias aumenten el consumo y el gasto. Y es que la noche más festiva del año, la Nochevieja, ya está ahí.
Es por eso que si no se tiene cuidado podemos empezar a acumular deudas y facturas por pagar. Comenzar el año endeudado es un mal hábito que puede costar la estabilidad financiera de cualquier familia.
Debemos intentar iniciar el 2015 con buen pie y corregir los excesos de consumo en diciembre y proyectar un plan básico de gastos para las festividades.
Uno de los errores más graves en las finanzas personales de los hogares es gastar más de lo que gana. Es por eso que os damos algunas ideas para que este fin de 2014 celebres una Nochevieja de forma responsable en cuanto al consumo y los gastos.

 

ahorrar_nochevieja

 

Teniendo en cuenta unos consejos podrás conseguir minimizar los gastos en estas fechas e incluso ahorrar:
Analizar cuánto suman sus ingresos: es importante analizar y sumar todo el dinero que recibe por concepto de sueldo, prima de navidad, bonos de productividad u otras gratificaciones de fin de año. El total de sus ingresos divídalo en dos partes: el 40% destínelo a ahorro o inversión y el otro 60% a los gastos de la temporada.

Ordenar los gastos: dependiendo de sus planes de fin de año, divida en partes el dinero destinado al gasto y analice el dinero que le puede sobrar.

Tener cuidado con el consumismo: todos sabemos que el espíritu comercial de esta época crea normalmente necesidades injustificadas y excesivas. Se incrementan los gastos en adornos navideños, accesorios, ropa, aparatos electrónicos y tecnológicos que quizás no sean de primera necesidad.

Elegir siempre la mejor opción: ante todo compare precios antes de comprar y aproveche las promociones de fin de año. Debe saber que en una economía de mercado siempre es posible encontrar otras opciones de menor precio. Para ello realice sus compras con anticipación y sin prisas.

No adelantar demasiado las compras: pero tampoco las dejes para el último momento, ya que debemos realizar las compras de forma relajada y sin prisas para poder comparar con otros establecimientos. Pero algo que debemos llevar siempre encima a la hora de realizar las compras es una lista, de esta forma podemos tener claro lo que necesitamos. Comprando con antelación también podemos evitar colas y aglomeraciones de la gente que deja los regalos para última hora.

Cuidado con la comida: debemos tener cuidado con los excesos, es muy habitual que en estas fechas tendamos a comprar más de lo que necesitamos. Puedes reutilizar todo lo que te sobre de comida o incluso congelar lo que no vayas a consumir en ese momento y aprovecharlo para otro momento.

Ahorro familiar

ahorrar_ingresos_extra

 

Actualmente en muchos hogares de familias de España, los presupuestos del mes se quedan a cero por culpa de los múltiples gastos.
Pero es posible ahorrar con solo hacer pequeños gestos, y así mejorar la economía de la familia.
Uno de los mayores gastos en las economías familiares es la energía y además cuesta cada vez más cara. El año ha comenzado con subidas para todos, tanto en la luz, el agua o el transporte han experimentado subidas de precios, además de la continua subida de la gasolina y el gasóleo.

 

ahorrar_ingresos_extra

 

Todos podemos ser capaces de hacer pequeños recortes en nuestro día a día que nos ayudan a ir reduciendo nuestros gastos cada mes.
Existen algunos pequeños detalles que si los comenzamos a aplicar desde hoy mismo, podemos conseguir reducir los gastos de nuestros hogares.

Estos son algunos consejos que podemos seguir en nuestros hogares para así conseguir mejorar el ahorro familiar:
La cocina es una de las zonas de la casa donde más podemos hacer para ahorrar luz.
Limpiando la parte de atrás del frigorífico de manera periódica, para que la zona de ventilación esté liberada de polvo, conseguiremos hasta un ahorro del 15%.
No dejar el congelador tenga capa de hielo con un grosor de más de 3 milímetros, conseguiremos un ahorro de hasta el 30%.
Para el ahorro de agua: es importante prestar atención en algunos detalles que podrían hacernos rebajar el gasto de agua diaria en el hogar. Para ello es necesario invertir algo de dinero en los siguientes materiales: un perlizador o economizador de agua para reducir el caudal de los grifos, un mango para estabilizar el agua de la ducha.

Mejore el aislamiento de la vivienda.
Aísle y selle las cajas de las persianas
Selle puertas y ventanas
Use equipos de calefacción y refrigeración eficientes.

Si dispone de calefacción y/o agua caliente central, proponga a la comunidad instalar contadores individuales o estimadores de costes de consumo.
Regular la calefacción y el aire acondicionado a una temperatura adecuada.
Cambiar las bombillas incandescentes y halógenos por LED.
Podrá ahorrará entre el 80 y el 90% del consumo eléctrico en iluminación.

Ahorrar energía en verano

ahorrar_energía_verano

 

Normalmente en verano se ve incrementado el consumo de energía eléctrica en nuestros hogares, debido principalmente al aumento de temperaturas, el uso del aire acondicionado, los refrigeradores, etc. Poder acondicionar nuestras viviendas mediante sistemas de refrigeración a bajas temperaturas puede resultar sencillo, el principal problema es el coste económico que esto supone. Existen alternativas para mantener nuestro hogar fresco en verano de forma que no se vea afectado nuestro bolsillo y además poder contribuir con el medio ambiente. La palabra clave que debemos tener en cuenta es energía eficiente. A continuación os presentamos algunas de las claves para poder ahorrar energía sobre todo en verano:

Instalar toldos en las ventanas.
El ventilador es más económico que el aire acondicionado,
un ventilador puede ser suficiente para mantener un aceptable confort.
Ubicar correctamente el ventilador o el aire acondicionado.
Mantener una temperatura adecuada entre 24 y 26 grados.
Abrir las ventanas
cuando la temperatura del exterior sea más fresca.
Situar en frigorífico alejado de los puntos de calor.

 

ahorrar_energía_verano

 

El utilizar toldos en las ventanas disminuye la radiación de energía solar que incide en nuestra vivienda a través de las ventanas, con ellos podemos conseguir que se reduzca la temperatura hasta un 80% y así mantener un ambiente más fresco en el hogar.
Como ya comentamos anteriormente un ventilador resulta mucho más económico que el uso del aire acondicionado, el consumo de electricidad de un ventilador es hasta un 90% menor que el del aire acondicionado. El movimiento de aire nos da una sensación de descenso de temperatura.

La ubicación del ventilador o del aire acondicionado resulta fundamental, el mejor sitio para colocar el ventilador es justo en el extremo opuesto de una puerta o ventana. En el caso del aire acondicionado hay que tener en cuenta la ubicación de las personas que utilicen la habitación.

En cuanto a la temperatura adecuada dentro del hogar lo recomendables es que no supere una diferencia de 10 grados con respecto al exterior. Por tanto la temperatura adecuada en verano sería entre 24 a 26 grados, esto dependerá también del clima que tengamos en la zona donde tenemos ubicado nuestro hogar.
También podemos aprovechar a refrescar nuestro hogar sin necesidad de ventiladores ni aparatos eléctricos, aprovechando las primeras horas de la mañana o de la noche cuando es más fresco el ambiente abriendo las ventanas.
El frigorífico constituye normalmente el 19% del consumo eléctrico en nuestro hogar, por eso es importante mantenerlo situado en verano lejos de cualquier punto de calor y mantener la parte trasera siempre ventilada.

Poner a punto tu piscina al menor precio

Poner_apunto_tu_piscina

 

Si se dispone de piscina, una de las tareas más importantes es ponerla a punto al principio de cada temporada con el objetivo prepararla técnicamente y lista para su inmediato disfrute. Se recomienda realizar la puesta a punto y mantenimiento de piscinas a principios de primavera para evitar las prisas e inconvenientes que conlleva el verano.
El no tener un mantenimiento adecuado de la piscina puede provocar grietas, roturas o fugas que se originan principalmente en el filtro, el depósito de agua, la bomba, el calentador y las válvulas de la tubería. Esto puede desencadenar la pérdida de agua y el incremento del gasto en su reparación.

 

Poner_apunto_tu_piscina

 

Por eso, aunque la apertura de las piscinas es normalmente en verano hay una serie de mantenimientos básicos, incluso en invierno para que evitar problemas y averías que nos ocasionen más gastos.
La Federación de Asociaciones de Fabricantes de Equipos y Constructores de Piscinas, Saunas y Spas (Faps) recomiendan llenar sólo una vez y no vaciar nunca la piscina sin el debido asesoramiento por parte de un técnico.

Estas son algunas de las recomendaciones para tener una puesta a punto y mantenimiento la piscina de forma económica:
Colocar una cubierta en la piscina ayuda a reducir en un 70% la pérdida de agua por evaporación.
Uso de bombas de consumo eficiente, para hacer circular el agua entre la piscina.
Instalar de un temporizador, para controlar el tiempo de funcionamiento de la bomba.

Bajar la temperatura o apagar el calentador en piscinas climatizadas, cuando no se usen.
Utilizar LEDs para iluminar, ya que conlleva un ahorro del 80% del consumo eléctrico.
Comprobar que el sistema de filtración de la piscina (bomba y filtro) funciona correctamente.

Con el limpia fondos manual eliminar por el desagüe los depósitos acumulados durante el hibernaje.
Antes de aplicar cualquier producto, debes calcular el volumen de agua que contiene tu piscina, así podrás aplicar la dosis adecuada de cada sustancia y así conseguir un tratamiento adecuado.
Poner en marcha un sistema de filtración y ajustar el ph del agua, en torno al 7,2 y 7,6.
Realizar una cloración y en caso de que el agua esté muy sucia realizar una floculación.

En definitiva para un buen mantenimiento de las piscinas y que el coste sea el menor posible, es fundamental revisar meticulosamente la instalación técnica, revisar a fondo el sistema de filtración y finalmente comprobar que todos los parámetros químicos del agua sean los adecuados.