Abrir una cuenta bancaria sin comisiones

cuenta_bancaria_sin_comisiones

 

Hoy en día la mayoría de nosotros intentamos ahorrar todo lo posible nuestros gastos y más aún los gastos que se pueden repetir mensualmente, como puede ser, el recibo de la luz, el teléfono, la calefacción y por su puesto las comisiones de las cuentas bancarias.
Las comisiones de mantenimiento suelen ser uno de los compañeros más habituales a la hora de abrir una cuenta bancaria o realizar operaciones a través de los bancos.

En primer lugar debemos saber qué es una cuenta bancaria sin comisiones:
Este tipo de cuentas son las que están exentas de gastos que puedan derivarse de administración y mantenimiento, así como cualquier tipo de gastos derivados de operaciones bancarias, como pueden ser comisiones por transferencias, ingresos de cheques, etc. Se trata de cuentas bancarias gratuitas con las cuales los clientes pueden realizar cualquier operación prácticamente sin tener que pagar ni un euro.

cuenta_bancaria_sin_comisiones

Entre los muchos costes que supone mantener una cuenta del banco abierta están:
La comisión de mantenimiento
La comisión de administración
Las cuotas anuales de tarjetas de débito o crédito
Los costes de los traspasos, las transferencias nacionales o internacionales
Las comisiones por ingresar cheques o en efectivo
Y una serie de gastos que seguro nos van incluyendo en el mantenimiento de nuestras cuentas que resultan interminables.

Es este post os vamos dar algunos consejos que pueden ayudar a reducir o a intentar eliminar las comisiones bancarias de las cuentas bancarias: uno de los primeros pasos que debemos llevar a cabo es, desde el primer día que establecemos nuestra relación como clientes con el banco es intentar negociar en la medida de lo posible una cuenta sin comisiones o con el menor número, a cambio de ingresar nuestro dinero y captarnos como nuevos clientes.

Domiciliación de un ingreso mensual: una de las primeras propuestas que te va a proponer el banco para poder evitar algunas de las comisiones es la domiciliación de una nómina, pensión o ingresos que tengas mensualmente. De hecho uno de los principales requisitos de las cuentas de los bancos con cero comisiones es la nómina. Es decir, algo que les permita mantener una vinculación entre el banco y el cliente.

Mantener un saldo medio en la cuenta del banco: debido a la situación actual de desempleo en nuestro país, es bastante habitual que las entidades bancarias te permitan eliminar ciertas comisiones bancarias a cambio de que mantengas un saldo medio en la cuenta.

Contratación de una cuenta corriente online: una de las principales características de la banca online es la reducción de gastos que esto supone para la entidad bancaria.
Es por eso que la mayoría de los bancos ofrecen unas comisiones bastante inferiores a la hora de contratar una cuenta corriente online.

Cómo reclamar las comisiones al banco

reclamar_comisiones_banco

 

Durante los últimos meses los usuarios han recibido malas noticias con respecto a las comisiones que aplican los bancos.
Las comisiones bancarias cada vez son más y más caras, además es una práctica habitual respaldada por el Banco de España, quien prácticamente ha dado vía libre a las entidades para cobrar lo que quieran. Los estudios demuestran que existe un encarecimiento generalizado de las comisiones bancarias y además el Banco de España ya no establece ningún límite.

reclamar_comisiones_banco

Comisiones de mantenimiento, administración, transferencias, cheques, apuntes, extracto en cajeros, cancelación… Ahora bien, si somos conscientes de nuestros derechos podremos evitar tener que pagar decenas de euros al año debido de estas comisiones. Ya que aunque se firme un contrato que contenga alguna cláusula ilegal no obliga a que tengas que cumplirlo.

Una de las primera cuestiones que nos plantea el banco al ir a presentar la reclamación es que nosotros hemos firmado esas condiciones, a lo cual debemos de responder que un contrato con condiciones abusivas o ilegales no tiene validez.

Según la AEB (Asociación Española de la Banca), la patronal de los bancos y banqueros, todo lo que hacen es legal, aunque sí que reconocen que han tenido algunas sentencias en contra con respecto a algunas comisiones.
En realidad se trata de miles de sentencias en contra y otros miles de arreglos amistosos sin pasar por los juzgados.

¿Cuándo podemos reclamar las comisiones del banco?
Si tenemos la nómina domiciliada.
Si tenemos una cantidad importante depositada en un mismo banco:
no importa si es en forma de depósitos, seguros o planes de pensiones, el estar vinculados a un banco y aportarle dinero de forma regular, deben darnos derecho a un trato especial.

Si la comisión no corresponde con ningún servicio efectivamente prestado.
Si no nos avisan con antelación.

Si abrimos una cuenta solo porque era obligatorio para poder tener en ese banco una hipoteca o un depósito.
Si se da alguno de estos casos y aún así nos siguen cobrando comisiones, lo que debemos exigir que las retire, antes de firmar cualquier documento. Y si ya hemos firmado y la entidad se niega a retirarlas, podemos proceder a una reclamación por escrito, primero al servicio de atención al cliente de la entidad y después al Banco de España.

Cómo ahorrar dinero en tu hipoteca

ahorrar_dinero_hipoteca

 

Si estás pensando en comprar una casa este post te puede ayudar a definir lo que sería el préstamo hipotecario perfecto y poder ahorrar dinero.
Debemos tener en cuenta que el proceso de solicitar una hipoteca puede ser largo y laborioso, más aún si queremos que nos salga lo más económico posible y ahorrar, no debemos dejar ningún cabo suelto en el contrato de hipoteca.

ahorrar_dinero_hipoteca

Estos son algunos de los consejos básicos a la hora de formalizar una hipoteca para que no se nos escape ningún detalle y poder ahorrar todo lo posible:
El primer paso será utilizar un comparador de hipotecas
: para así conocer el resto de ofertas del mercado. También podemos pedir ayuda y consultar a familiares y amigos, o hablar antes con aquella entidad en la que seamos clientes para saber qué condiciones nos ofrecen.

Solicitar al banco la oferta vinculante unos días antes: es una buena forma de empezar el trámite del contrato de nuestra hipoteca, y resulta fundamental ya que así podremos revisar todas las condiciones y solicitar, si fuese necesario, las oportunas correcciones. Podremos leer detenidamente las escrituras de la hipoteca.  Y en el caso de que hablen de interés mínimo aplicable, avales o el diferencial es superior al 0.50%, entonces no son las condiciones más adecuadas y se estarían aprovechando.

Hacer una visita al director de nuestra sucursal: en el caso de que nos hayan puesto alguna de las cláusulas abusivas, le solicitaremos al director de la sucursal que mejore las condiciones o de lo contrario iremos a otra entidad bancaria.

Condiciones mínimas que se deben aceptar son: diferencial inferior al 0.50%, comisiones de cancelación 0%, sin interés mínimo aplicable, cuentas sin comisiones y que la entidad asuma todo o parte del coste del cambio de banco.

No presentar avales: es importante que no nos obliguen a firmar avales, ya que la vivienda en sí debería ser suficiente para responder por la deuda que se ha contraído al adquirirla.  Tampoco se debe hacer caso a si nos ofrecen planes de pensiones, seguros de protección de pagos, etc.

Los gastos de tasación y notaría: cuando se contrata una hipoteca, hay unos gastos inevitables, como el coste de la tasación y los gastos de notaría. Para ello debemos pedir a la entidad bancaria información sobre las empresas de tasación con las que trabaja para escoger la que ofrezca el mejor precio.

Las comisiones: al contratar una hipoteca, es fundamental analizar en profundidad las siguientes comisiones: comisión de apertura, comisión de cancelación y comisión de subrogación. Para así tener en cuenta los gastos que vamos a tener y en el caso de no estar de acuerdo negociar con el banco.

Ventajas de domiciliar la nómina en un banco

domiciliar_nómina

 

¿Tiene usted una nómina? Domicíliela con nosotros. ¿Cuántas veces habremos escuchado eso, verdad?
Conseguir que un cliente domicilie la nómina es uno de los objetivos más buscados por las entidades financieras españolas y para vencer en esta batalla despliegan todo su ingenio.

Ofrecer anticipos del sueldo a un tipo de interés del 0%, regalos tecnológicos como tabletas o televisores, eliminar las comisiones por las operaciones más usuales, como la de mantenimiento, transferencias o cheques, tarjetas de débito y crédito gratis, préstamos personales o para la compra de vivienda en condiciones preferentes, descuentos en recibos domiciliados… son algunos de los reclamos utilizados para seducir a los usuarios que perciban unos ingresos fijos, ya sea a través de nómina o pensión, superiores a una determinada cantidad que suele rondar los 600 euros.

 

domiciliar_nómina

 

Algunos bancos realizan sorteos periódicamente entre los titulares de su cuenta nómina, y no cobran comisiones por las operaciones más habituales como transferencias o el ingreso de cheques. Otras entidades han optado por la devolución de parte del importe de los recibos domiciliados o del consumo en gasolina.

Además de eliminar las comisiones en cuenta nómina y ofrecer tarjetas de débito y crédito gratis, hay entidades que ofertan la financiación de créditos personales e hipotecarios en condiciones ventajosas, mientras que otras adelantan el pago de los recibos con un límite del 50% del importe de la nómina y contar con un préstamo instantáneo de hasta cinco nóminas a devolver durante un año.

Ingresar dinero directamente a los clientes es otra estrategia que se está poniendo de moda. Un ejemplo se plantea a través de la posibilidad de atraer nuevos clientes a través de otros. Las entidades premian tanto a los padrinos como a los ahijados. Hay más ejemplos, entidades que exigen nóminas de más de 700 euros y que premian con hasta 75 euros al año en función del saldo medio de la cuenta, la utilización de las tarjetas y el número de recibos domiciliados; dan un anticipo de hasta tres nóminas a un interés del 0% y tienen préstamos en condiciones especiales para estos clientes.

Otros exigen un mínimo de 600 euros, y al menos dos recibos durante 24 meses, para después poder elegir entre una tarjetas regalo de un conocido centro comercial por valor de 100 euros, una tableta de 9 pulgadas o un televisor de 20 pulgadas.