Seguro de fallecimiento

seguros_decesos_fallecimiento

 

Un seguro de fallecimiento se trata de un seguro de decesos, es decir un seguro que contratan aquellas personas que quieren prevenir las consecuencias económicas que se deriven de su propio fallecimiento y que sus familiares no tengan que pagar los gastos funerarios. Además, habitualmente, un seguro de decesos también cubre todos los trámites y gestiones que hay que realizar en el momento del fallecimiento.

Como se trata de un riesgo que tendrá lugar pero que es incierto en el tiempo, como es el caso de muerte, se trata de un seguro que cubrirá toda la vida del asegurado con una duración del contrato anual que se renueva de forma automática e indefinida.

seguros_decesos_fallecimiento

¿Quién puede contratar un seguro de decesos?
Normalmente cualquier persona puede contratar un seguro de decesos. Lo que se suele hacer es incluir a todos los miembros de la familia en una misma póliza, y esta se mantiene pudiéndose añadir o suprimir sus miembros según fallezcan unos y nazcan otros.
Lo habitual es que la aseguradores pongan un límite de edad para asegurar, es decir, existe una edad máxima de 70 años como tope para asegurarse, aunque no por ello impide a una persona contratar este seguro con una sobreprima.

¿Cuáles son las coberturas básicas de un seguro de fallecimiento o de decesos?
Normalmente, la garantía básica de la póliza incluye el servicio fúnebre hasta el importe pactado y cubre todos los trámites del funeral, ataúd, ceremonia religiosa, dedicatorias y recordatorios, flores y coronas, entierro o incineración, etc…

Otras garantías básicas que se suelen incorporar en el seguro de decesos son:
Coche fúnebre de acompañamiento para los familiares
Traslado del cuerpo desde su domicilio o tanatorio hasta el cementerio
Féretro según el modelo y las calidades elegidas
Sala para el velatorio y capilla ardiente

A parte de las garantías básicas, existen una serie de garantías complementarias que las compañías suelen ofrecer para aquellos que deseen un servicio aún más completo.
Algunas de las garantías complementarias a los seguros de decesos son:

Servicio de asistencia legal a los familiares: para orientarles sobre las pensiones, contratos de seguros vigentes, beneficiarios, reclamaciones, alquileres y otros aspectos de tipo jurídico y/o administrativo.
Traslado nacional o internacional del fallecido: hasta el cementerio o la incineradora que hayan escogido los familiares o conste en testamento (existen limitaciones para esta garantía).
Asistencia en viaje y repatriación sanitaria
Un subsidio diario hasta un máximo de 3 meses
: algunas compañías incluso 6 meses, en caso de hospitalización por intervención quirúrgica (es una combinación con un seguro de enfermedad).

Buscar seguros baratos

buscar_seguros

 

Una de las fórmulas más eficaces para encontrar seguros baratos es la de comparar seguros a través de Internet.

Actualmente vivimos en una época en la que debido a la situación económica de crisis hacen que a la hora de contratar un seguro cada vez sean más los usuarios que intentan buscar el seguro más barato posible o, incluso, prescindir de aquellos que no son obligatorios.

buscar_seguros

Los comparadores de seguros que existen en Internet es una herramienta vital para este proceso, ya que permite comparar más de 30 aseguradoras rellenando un solo formulario. En apenas 3 minutos sabrás cuál es el seguro más barato para tu caso concreto.

Pero algo importante a tener en cuenta es que el precio no lo es todo y que por lo tanto no debes perder de vista las coberturas que ofrecen con cada seguros las compañías.
Actualmente existen diferencias importantes entre las compañías y por eso que resulta muy necesario realizar una comparativa entre las diferentes aseguradoras, realizando una valoración de los aspectos más relevantes y diferenciadores de las pólizas, coberturas, precios, cláusulas, etc.

¿Existen los seguros baratos?
Aunque pueda parecer imposible, encontrar un seguro barato es posible y no resulta muy complicado.
Si buscamos en el lugar adecuado y tenemos claros ciertos detalles que pueden hacer que el precio de una póliza aumente, por eso damos algunas recomendaciones a la hora de buscar una seguro barato:

Comparar, es la mejor forma de encontrar un seguro barato
Habitualmente se cae en el error a la hora de elegir un seguro en contratar el primero que encuentra.
La principal desventaja de adquirir el primer seguro que se encuentra sin comparar previamente: no sólo se encuentra en el precio, que habitualmente suele ser de mayor precio, sino que además puede no ofrecer las coberturas que realmente estés buscando y que necesitas.

La manera más efectiva de encontrar un seguro barato, sea del tipo que sea, es comparar seguros en comparadores de Internet. De esta forma, puedes obtener una idea global de un gran número de pólizas y coberturas y poder elegir entre un amplio varias compañías el seguro que más te interesa.

Se debe examinar la letra pequeña del contrato
Es importante asegurarse de que se está eligiendo un seguro que incluya todas las coberturas que se desean.
Por eso hay que tener presente a la hora de buscar un seguro que no siempre hay que fijarse en el precio que ofrecen las aseguradoras sino que es tan importante el precio como las coberturas que nos incluya.

Puede darse el caso que una póliza barata puede salir cara si no incluye determinadas coberturas que podían resultarnos necesarias.
Uno de los motivos de poder encontrar seguros a precios económicos se debe al gran número de aseguradoras, seguros y promociones que existen y que ha contribuido a abaratar costes en un mercado cada vez más competitivo.
Esto ayuda a afirmar que sí que es posible contratar un seguro barato siempre y cuando se compare, de esta manera, no sólo se ahorra dinero, también tiempo.