Los 10 consejos que toda familia tiene que conocer para ahorrar en comida y no pasar hambre

los-10-consejos-que-toda-familia-tiene-que-conocer-para-ahorrar-en-comida-y-no-pasar-hambre

 

La alimentación es un apartado clave en la economía familiar. Por una parte, la dieta forma parte del eje de la vida sana y la salud de toda la familia. Por la otra, el gasto en comida es significativo dentro del presupuesto mensual. Ahorrar en comida y no pasar hambre es posible si seguimos una serie de consejos:

 

  1. A la hora de comprar no vayas con hambre al supermercado. Cuando compramos con mucho apetito es muy fácil gastar más allá de nuestro listado inicial. Los supermercados intentan que compremos cosas que no necesitamos y nos invitan a gastar en los alimentos más caros y no necesariamente mejores ni más saludables. Por ello, tenemos que ir al supermercado sin hambre y con un listado cerrado.

 

  1. Comprar alimentos de temporada es clave para contar con comida fresca y a buen precio. Sobre todo, frutas, verduras y los productos más frescos son los más recomendables de comprar cuando toca su temporada. Esto implica que diseñemos nuestra dieta y los menús de la semana en función de la época del año en la que estemos.

 

  1. Aprovechar ofertas para comprar para varios meses para productos no perecederos. Especialmente alimentos con larga duración como congelados, envasados y productos que no caducan. Comprar al por mayor en tiendas especializadas también es interesante para aquellos productos no perecederos.

 

  1. Reducir el consumo de carne. La carne, además de tener precios altos, no es muy saludable si su consumo es alto. Es importante incluir en la dieta carne de ave y especialmente de pavo, mientras se reduce drásticamente el consumo de carnes rojas. El menor consumo de carne se notará en nuestro bolsillo.

 

  1. Reducir el consumo de azúcar. Todos aquellos productos con alto contenido en azúcar tienen que ser prácticamente eliminados de nuestra dieta. Esto supondrá un importante ahorro, pero también una dieta más saludable. Dejar de comprar galletas, bollería, pastelería, bebidas azucaradas, refrescos, zumos envasados (mejor los zumos naturales a partir de frutas de temporada), chocolate, helados y dulces tendrá un beneficio muy importante para nuestro presupuesto familiar.

 

  1. Aprovechar ofertas de productos con caducidad para congelar. Cuando haya ofertas de productos perecederos es muy bueno comprar en grandes cantidades. Como su tiempo de caducidad es limitado, lo mejor es cocinarlos y luego congelarlos. Así nos durará varias semanas y habremos ahorrado de forma importante.

 

  1. No comprar comida precocinada. Es más barato y saludable cocinarlo uno mismo que comprar comida precocinada. De cara a ahorrar tiempo y dinero, lo mejor es cocinar mucha comida y luego congelarla. A medida que vayamos consumiendo la comida vamos descongelando la misma.

 

  1. A la hora de comprar compara el precio por unidad y no el precio final. Un truco típico de supermercado es poner como oferta un producto con un precio bajo, pero en realidad el precio por unidad de medida es mucho mayor que otros productos iguales que están en venta. La referencia de medida es clave para saber si compramos más barato o más caro.

 

  1. Valora la posibilidad de comprar marcas blancas cuando la relación calidad precio sea buena. Hay oportunidades en marcas blancas de alimentación. Los supermercados y grandes superficies tienen a veces productos de alimentación con su marca a muy buen precio y que sus fabricantes son marcas muy reconocidas por su calidad. En estos casos es interesante ahorrar dinero comprando calidad a muy buen precio.

 

  1. Usa cupones de descuento y tarjetas de descuentos. A veces es útil para ahorrar tener tarjetas de descuento y usar cupones de descuento. Por ejemplo, hay tarjetas de descuento que usamos en gasolineras y que nos dan puntos de descuento para el supermercado. En el caso de que usemos con frecuencia el coche, podemos reducir un poco la factura mensual de compra de comida.

Consejos para no caer en compras compulsivas en Navidad

compras-compulsivas_navidad

 

En primer lugar debemos tener muy claro qué son las compras compulsivas para así poder atajarlas si es nuestro caso.
Los consumidores compulsivos son aquellos capaces de llegar a gastar mucho más de lo que tienen, muy por encima de sus posibilidades y llegar incluso a poner en peligro su trabajo y su familia con tal de satisfacer su ansia de comprar sin parar.

compras-compulsivas_navidad


Según estudios realizados entre la población española, el 4% es compradora compulsiva y 90% de ellos son mujeres.
La mayoría de nosotros habremos comprado en alguna ocasión de forma compulsiva y nos habremos dejado llevar por la compra de productos en los grandes almacenes. Es por eso que hay que saber diferenciar donde se encuentra el límite entre ser un comprador compulsivo y el consumidor habitual.

Un comprador compulsivo se trata de una persona que compra de forma compulsiva durante todo el año, no de forma puntual durante las rebajas o durante algún periodo concreto del año.
Frecuentemente las personas que padecen esta adicción buscan en las compras un consuelo a su dolor, de manera que buscan en los objetos que compran unas virtudes que inconscientemente les llevan a comprar.

Para saber si existe este trastorno, debemos analizar si las compras pasan de ser un placer a una necesidad, incluso las personas que padecen este trastorno llegan a comprar no solo para ellos mismos sino también para los demás. El tratamiento para este tipo de personas es similar a las adicciones al juego, al sexo o a sustancias como las drogas.
Pero de ser un comprador compulsivo a ser un consumidor normal, hay bastante diferencia. Aunque no seamos compradores compulsivos podemos tener en cuenta una serie de pautas para no caer en las compras sin necesidad en periodos concretos como rebajas, navidad, etc.

Estos son algunos consejos a tener en cuenta para no caer en las compras compulsivas estas navidades:
Cuando vayas a realizar las compras, ya sea de comida, regalos, etc. debes llevar una lista cerrada con lo estrictamente necesario y nada más.
Márcate un presupuesto en las compras navideñas: resulta igual de fundamental que la lista de la compra el marcarse un presupuesto, es la forma de no gastar más ni gastar más de lo que nos podemos permitir.
Antes de pasar por la caja para pagar: analiza todo lo que llevas para saber si es lo que estabas buscando y se ajusta a tu presupuesto.
Pasar el menor tiempo posible realizando las compras: así evitarás caer en la tentación de comprar más productos.
Buscar un pasatiempo gratuito, practicar deporte o cualquier otra actividad saludables para evitar que las compras se conviertan en el principal placer de su vida.

Diferencias entre pagar con tarjeta o pagar en metálico

pago_efectivo_con_tarjeta

 

Para la mayoría de los españoles la principal forma de pago es con dinero en efectivo, pero los pagos con tarjeta, la domiciliación de recibos y las transferencias se imponen en muchas ocasiones.
Estas dos formas de pago y la combinación de las mismas hace que una gran parte de las familias, en torno al 85% no sabe exactamente lo que gasta cada mes.

Por la comodidad, facilidad de uso y la amplia aceptación y por la seguridad que supone no tener que llevar mucho dinero en efectivo, las tarjetas se han convertido en parte de nuestras vidas a la hora de realizar las compras sean del tipo que sean.

pago_efectivo_con_tarjeta

¿Qué ventajas y desventajas ofrece cada método de pago?
Elegir el método de pago depende de cada persona, pero elijas el que elijas hay que tener en cuenta todos los aspectos que rodean su uso.
A continuación os ofrecemos algunas ventajas y desventajas de cada medio de pago, los pros y los contra:

Pagar en efectivo: ventajas e inconvenientes
Ventajas del pago en efectivo
El pago con dinero en efectivo, siempre es aceptado: es una de sus mayores ventajas frente al pago con tarjeta.
Es más rápido que pagar con tarjeta: ya que no es necesario acreditarse ni presentar el DNI, ni esperar confirmaciones del banco, etc.
Se evitan compras impulsivas e innecesarias: pagar con billetes y monedas es una práctica recomendada para controlar gastos.

Inconvenientes del pago en efectivo
Supone un alto riesgo llevar mucho dinero encima: ya que puede comprometer la seguridad personal. También se puede ser víctima de un hurto tras sacar el dinero del cajero.
La posibilidad de fraude con los billetes o monedas: a pesar de los numerosos y sofisticados elementos de seguridad incorporados en los billetes, siempre cabe la posibilidad de que en algún momento den uno falso. 

Pagar con tarjeta: ventajas e inconvenientes
Ventajas del pago con tarjeta
Nos permite saber en qué se gasta el dinero: se tiene un control exacto de cuánto, dónde y en qué se ha utilizado. Hay un registro absoluto de los gastos, que ayuda a calcular dónde recortar en caso de ser preciso para cuadrar el presupuesto.
Comodidad de pago: con la tarjeta se puede hacer todo tipo de operaciones como pagar y retirar dinero, consultar saldos y movimientos, realizar transferencias, recargar el teléfono móvil, etc.
Es muy seguro: no tener que ir cargado con grandes cantidades de dinero da mucha seguridad. Y si se pierde la cartera o roban el monedero, basta con llamar y anular la tarjeta antes de que pueda ser utilizada. Y es el medio de pago más aceptado para efectuar compras por Internet.

Inconvenientes del pago con tarjeta
Las tarjetas pueden ser clonadas: aunque es un medio de pago seguro, los ladrones son también cada vez más sofisticados y hay varios fraudes relacionados con la copia de las tarjetas, ya sea en cajeros o en algunos establecimientos.
Puede ser no aceptado en pequeños comercios: o para el pago de compras de importes muy pequeños.
Facilidad para endeudarse: en especial con las tarjetas de crédito, ya que es fácil gastar el dinero que no se tiene, al no verlo de forma física, y endeudarse en exceso.

Comprar ropa usada en Internet

comprar_ropa_segunda_mano

 

Actualmente las tiendas de segunda mano triunfan con la crisis, ha aumentado la compra y venta de artículos de este tipo. El 50% de los internautas españoles recurrió el año pasado a plataformas online para adquirir productos usados.

Además este modelo de comercio ofrece la posibilidad de vender aquello que usted no utiliza para ganar un dinerillo extra, y de paso comprar más barato lo que necesitemos.
Al llegar la nueva temporada, normalmente se cambia el orden de la ropa en tu armario y no tienes sitio para guardar tu ropa. Además con el cambio de temporada seguro que hay prendas que ya han pasado de moda y que ya no utilizas, o por el contrario buscas adquirir nuevas prendas que están a la última pero que no las puedes adquirir por el alto precio de determinadas marcas.

comprar_ropa_segunda_mano

Por eso ya es hora de darle una vida mejor a todas aquellas prendas y complementos que, no han hecho más que ocupar espacio en tu vestidor y sacar un dinero extra para adquirir otras prendas.
La compra-venta de prendas de segunda mano ha crecido notablemente en los últimos años, y a la amplia oferta de mercadillos y tiendas itinerantes se suman ahora multitud de webs en las que hacerlo sin moverte de casa.

Solo en el pasado mes, más de 70.000 prendas y complementos de moda se pusieron a la venta en Segundamano.es, un dato que ha crecido de forma vertiginosa desde 2008, pasando de los 600.000 artículos que se ofrecían ese año a los 2,5 millones que figuran en la actualidad.

Aquí tienes diez webs de compra-venta de ropa usada que se ajustan en función de tus necesidades:
Closket
: es el preferido por editoras de moda y algunas celebrities nacionales. Abre un perfil con tu “closket” y sube las fotos de aquello que quieres vender. Si lo prefieres, también puedes hacer que sean ellos quienes, tras un riguroso control de calidad, pongan a la venta tus artículos. La comisión para la empresa varía en función del precio del artículo.

eBay: es el portal pionero en este tipo de acciones y permite poner a la venta cualquier artículo tanto en formato de subasta o como con precio fijo. Su amplia oferta y su público a nivel internacional le convierten en el lugar perfecto para sacar el mayor rendimiento a tus prendas. Se lleva la comisión más baja: 8% del valor final.

Chicfy: este mercadillo online cuenta con gran parte del armario de muchas blogueras de moda. Las marcas que se ofertan suelen ser más asequibles y los compradores pueden valorar positiva o negativamente su experiencia. La comisión que se lleva Chicfy es siempre del 20%.

It&vip: estilistas, editoras de moda y modelos han encontrado en esta plataforma la mejor forma de hacer hueco en sus respectivos vestidores.

Segundamano: una de las plataformas más importantes de compra-venta que ofrece la posibilidad de anunciar tus productos de forma gratuita. Los armarios infantiles y masculinos también son bienvenidos. En este caso quien gestiona los precios, los envíos y todo eres tú.

Rastro solidario: es una iniciativa solidaria, sin ánimo de lucro que surge como respuesta a la situación económico-social actual. Los beneficios de los productos que se ponen a la venta irán destinados a diferentes asociaciones, ONGs y fundaciones que trabajan por los más desfavorecidos.

Segundalia: se encargan de todo: hacen las fotos, las descripciones, la gestión al cliente, la logística de los envíos, las devoluciones… no compran la ropa, solo cobran un 42% de comisión si se vende.

Ideas para ahorrar en el nuevo año

ahorrar_nuevo-año

 

Intentar cuadrar ingresos y gastos es una tarea muy complicada, para la gran mayoría de los españoles el 2014 no ha sido un gran año en lo que a la economía doméstica se refiere. Ya sabemos que un porcentaje elevado de la población se encuentra en situación de desempleo, según las estadísticas una de cada cuatro personas está en el paro, la mayoría de los salarios se han congelado y los precios de muchos artículos de primera necesidad no han dejado de subir, por lo que para muchas familias llegar a fin de mes es casi un milagro.
Es por eso que son muchas las razones que llevan a la gran mayoría de los hogares a una limitada capacidad de ahorro.
Pero como dice el refrán “Año nuevo vida nueva”, son muchos los que se plantean en esta época del año la idea de cumplir nuevos e importantes propósitos, pero lo cierto es que a medio camino solemos olvidar nuestras metas y ocupar ese tiempo en solucionar otras cosas.

 

ahorrar_nuevo-año

 

Pero si para el 2015 estás pensando en intentar ahorrar un poco más de dinero entonces te damos algunos consejos que pueden ser de utilidad para poder cumplir el propósito de ahorrar.
Establecer un propósito: cuando ahorramos con un propósito nos esforzamos más, por ejemplo plantéate ahorrar este año para ir a ese lugar que siempre has querido conocer, o para adquirir aquel bien que deseas, establecer una meta hará más fácil el camino de ahorrar.
En primer lugar lo más inteligente es trazar un plan financiero: es decir, conocer bien en qué se nos va el dinero y actuar en consecuencia.
Detectar por qué no consigues ahorrar dinero: si se trata de que ganas poco o lo justo para tus gastos, si el problema es que realizas gastos innecesarios, si es falta de control a la hora de comprar, entre otras. Ubica la causa y pasa a la solución.

Comprar con cabeza: las facturas mensuales de la cesta de la compra suelen ser una parte importante de todos nuestros gastos, pero son más difíciles de ajustar que los recibos. Una buena forma de ahorro es decidirnos por cambiar de comercios y elegir los que sean baratos. La diferencia de precio entre varios supermercados puede llegar a ser muy importante. Algo a tener en cuenta es que los supermercados plagados de ofertas no son siempre los más baratos.

No salirse del presupuesto: la mayoría de nosotros tenemos una serie de gastos fijos al mes y un dinero que podemos usar en determinados momentos. Pero el problema es pueden surgir muchos gastos eventuales: salir de cañas, comprarse ropa, tomar un café, comprar un libro. Realmente lo importante no es en qué nos gastemos el dinero sino que no nos lo gastemos todo. Es importante determinar qué dinero te sobra cada mes y bajo ningún concepto no gastar más de lo necesario.

Recortar en las salidas con los amigos: a la mayoría de los españoles nos encanta salir por bares y restaurantes con los amigos. Pero si no disponemos del suficiente dinero para estos gastos debemos recortar en estos gastos. Una alternativa puede ser hacer planes caseros. Puedes planear con tus amigos para hacer cenas en casa, realiza quedadas para ver películas, fiestas, etc. debes tener en cuenta que casi cualquier evento que realices en casa es más barato que salir de bares o ir a restaurantes.