Ventajas fiscales de comprar un coche eléctrico

coche_eléctrico

 

Un coche eléctrico es un vehículo impulsado por uno o varios motores eléctricos en vez de los ya conocidos motores de gasolina o diesel. Los coches eléctricos obtienen la tracción a partir del motor eléctrico y no de la quema de petróleo.

Los motores eléctricos de los vehículos, obtienen la energía de una o varias baterías instaladas en el vehículo. Estas baterías usan diferentes tecnologías, pero actualmente las más usadas, son las de iones de litio.

coche_eléctrico

Los coches eléctricos al circular no emiten CO2, ya que tampoco tienen tubo de escape, pues su motor no emite ningún tipo de humo.

¿Cuál es el precio de un coche eléctrico?
En este aspecto hay que decir que en general un coche eléctrico es algo más caro que un coche con motor de combustión de características similares. Sin embargo, tanto el coste de la energía de los vehículos eléctricos que los impulsa como el mantenimiento del mismo es más barato que un coche de combustión tradicional.

¿Cuáles son las ayudas y ventajas fiscales de un coche eléctrico?
Las ventajas fiscales por la compra de este tipo de vehículos, están promovidas por el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio (MITYC). Desde mayo de 2011 se aprobaron tres medidas de ayuda directa:
Subvención directa a la compra
La creación de una tarifa eléctrica más económica

El objetivo de este tipo de ayudas es incentivar la compra de estos coches con una subvención del 25% de su precio, con un máximo de 6.000 euros, para vehículos utilitarios y entre unos 15.000 y 30.000 euros para vehículos industriales.
También es una forma de promover una nueva actividad empresarial con la regulación de la figura del gestor de carga. Esto ofrece la oportunidad de un negocio secundario a los actuales negocios relacionados con la automoción.

Si estás pensando en comprar un coche eléctrico a continuación detallamos las principales ventajas fiscales que ha establecido el Gobierno en los últimos meses a la compra de vehículos eléctricos:
La reducción de la tributación a la venta de ese tipo de coches.
La obligatoriedad a compañías y nuevas construcciones de establecer puntos de recarga.
Y el acuerdo con los ayuntamientos para fijar puntos de carga rápida y de cambio de baterías.

Además de estas ventajas también existen ayudas directas a la compra de vehículos eléctricos:
Ayudas públicas de las Comunidades Autónomas: existen ayudas públicas disponibles dentro de los planes de promoción a la movilidad sostenible, son varias las Comunidades Autónomas que ofrecen diferentes cuantías de ayuda económica por la compra de un vehículo eléctrico.
Ayudas públicas a nivel Nacional: también existen a nivel Nacional ayudas a la compra de vehículos eléctricos. Es el denominado Plan Movele para el 2015, este plan ya existente en el 2014 han previsto renovarlo en el 2015 y la forma de regular estas ayudas será mediante la autonomía del vehículo eléctrico de forma que la mayor ayuda, de 6500€, será para aquellos coches cuya autonomía sea de más de 90Km.

Cómo calcular tu gasto de electricidad

calcular_gasto_electricidad

 

Con las continuas subidas de las tarifas de la luz, no queda otra que tomar ciertas medidas de ahorro de energía. Conocer el consumo energético de los habitantes de la vivienda no sólo ayudará a establecer medidas concretas para el ahorro, también permitirá comprobar si la facturación es correcta o si existen problemas en las instalaciones como falsos contactos.

Antes de calcular nuestro consumo de electricidad lo que debemos conocer es que el consumo de energía eléctrica se mide en Kwh.

 

calcular_gasto_electricidad

Un Kilovatio hora (Kwh) es el equivalente a mantener un consumo de potencia de 1000 vatios durante una hora.
El kWh es la unidad de medida que utilizan las empresas eléctricas para cobrar lo que consumen los usuarios y la forma conveniente de expresar un consumo energético, en todos los casos se refiere a la cantidad de energía consumida durante un periodo determinado.

Ahorrar en la factura eléctrica es más sencillo si sabes exactamente en qué electrodomésticos estás gastando más cantidad de energía.
Recuerda que todo electrodoméstico posee una potencia eléctrica asociada cuyas unidades son conocidas como Watts o Vatios, la cual son representados por la letra W (Watts); dicho valor se encuentra indicado por el fabricante usualmente en la etiqueta de datos técnicos que viene pegada en el equipo ó en grabado tipo relieve donde se indica el nombre del fabricante, el modelo y otras características técnicas ubicados ya sea en el reverso; internamente o en partes externas no visibles del equipo.

El consumo de electricidad de una vivienda se puede calcular multiplicando la potencia por el tiempo (consumo eléctrico =potencia * tiempo). El consumo eléctrico se obtiene en kWh (kilowatios hora) si la potencia está en kW y el tiempo medido en horas. Por ejemplo para una nevera normal suele tener una potencia de aproximadamente 250W, encendida durante 24 horas al día, el consumo eléctrico diario sería de 6kWh (correspondiente a 0,25kW * 24 h).

Se puede hacer el mismo cálculo para obtener el consumo de cualquier aparato eléctrico del hogar. Sabiendo esto es muy fácil obtener el coste energético, solo hay que multiplicar por el precio de la energía.
Para saber lo que se paga de factura eléctrica habría que sumar al coste energético otros conceptos como:
El alquiler del contador (si procede).
El término de potencia
Diversos impuestos que se aplican en la factura eléctrica.

Actualmente también existen en la red algunas compañías de energía que ofrecen calculadoras de gasto energético, donde se introducen los parámetros como:
El lugar donde vives
La potencia contratada
La instalación
Equipamiento

Y con estos parámetros realizan una estimación del gasto energético en el hogar.