Cómo ahorrar dinero en comida

ahorrar_dinero_comida

 

Cada euro cuenta, y más aún en la época de crisis que estamos viviendo, poder ahorrar en nuestros gastos diarios es una opción a tener muy en cuenta. Sobre todo en lo que se refiere a los gastos de la cesta de la compra.
Poder ahorrar cada día en la cesta de la compra puede suponer una gran diferencia al final del mes.
Además una de las partidas más importantes del presupuesto familiar está destinada a la alimentación. Un dato importante a tener en cuenta según la Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), un tercio de la comida producida en nuestro planeta acaba en la basura. Eso al año son unos 1.300 millones de toneladas.

ahorrar_dinero_comida

¿Cómo conseguir que la cesta de la compra resulte más económica?
A continuación exponemos algunos trucos o pautas para seguir y así poder ahorrar en nuestros gastos de la cesta de la comprar en el día a día:

Usa productos de temporada: habitualmente los productos de temporada suelen ser mucho más económicos que otros. Además si consumimos productos de temporada nos garantizamos de que serán mucho más frescos y sanos.

Utiliza los cupones de descuento: en tiempos de crisis, los cupones descuento son una opción para reducir el gasto en la cesta de la compra. También es importante estar atento a las ofertas.

Aprovecha las sobras: tener que tirar sobras es tener que tirar muchísimo dinero, porque al gasto del alimento también tenemos que sumarle el coste de su preparación. Por eso es buena idea conservar las obras para usarlas luego en otros platos o en otras comidas, otra opción también puede ser congelar lo que nos ha sobrado para consumirlo en otro momento.

Hacer la compra con el estómago lleno: en principio puedo parecer una tontería pero si vamos a comprar y no tenemos hambre podemos evitar mucho la compra compulsiva de productos gancho. Realmente no necesitamos muchos de los productos que compramos cuando vamos con hambre a realizar la compra, pero tenemos hambre en ese momento y las compramos para picotear.

Planificar los menús con antelación: algo muy importante para seguir un buen presupuesto es la planificación, de estar forma puedes ceñirte a unos gastos fijos mensuales planificando bien tus comidas diarias. De esta forma te aseguras de poder hacer unos menús ricos y variados y poder centrarte en el precio de cada comida.

Compara precios en distintos supermercados: no te cases con un sitio a la hora de comprar y compara las ofertas. Fíjate bien en las ofertas y aprovecha hasta el último céntimo.